LOS ASIRIOS, MAESTROS DE LA GUERRA

Asedio-asirio

Los ejércitos siempre se ponían a herir a filo de espada a todas las almas que había en la tierra, dándolas enteramente a la destrucción. No quedaba cosa alguna que respirara que se librará. Y todas las ciudades de los enemigos y a todo su ejército los tomaban y se ponían a herirlos a filo de espada. Los daban por entero a la destrucción o a la esclavitud tal como…. Assur, Amón, Yahvé, Marduk o Baal…. lo había mandado…

Los asirios fueron invencibles,  desarrollaron toda una mecánica para la guerra. Los carros de asalto asirios no tuvieron igual en el resto del mundo, por la eficacia de sus espolones, por la ligereza de su caja, por la resistencia y al mismo tiempo suavidad de roce de las ruedas. En los arietes para demoler murallas y en las catapultas, el ingenio inventivo de los asirios es indiscutible.

Una vez que conquistaban la ciudad, los cadáveres de los defensores eran decapitados, y aquellos desgraciados  capturados sufrian horribles torturas, incluyendo lapidaciones, desmembramientos y empalamientos. Las mujeres  violadas y, junto a los niños, llevadas como cautivas y esclavas. Además, el ejército  se encargaba de saquear y desvalijar las ciudades, incluyendo la quema de las cosechas. Todo esto reportaba al Vencedor un arma  mucho más temible y poderosa que las convencionales: el MIEDO. Ante los rumores del destino de aquellos que osaban interponerse en el camino de los soberanos triunfantes, muchos pequeños estados o ciudades se rinden sin presentar batalla. Por si queda alguna duda de estos acontecimientos, los propios monarcas dejaban, con deleite, clara constancia de estos actos en sus anales:

“Y después de eso Assur procedió a herirlos y darles muerte y a colgarlos en cinco maderos, y quedaron colgados en los maderos hasta el atardecer.  Y aconteció que al tiempo de ponerse el sol Assur mandó, y se pusieron a bajarlos de los maderos y a arrojarlos en la cueva donde se habían escondido. Entonces colocaron grandes piedras a la boca de la cueva… hasta el día de hoy.”

 

Hay que reconocer que los asirios son verdaderos artistas de la literatura macabra. Sus relatos incluyen descripciones muy exactas de los métodos de tortura y las ejecuciones en masa. En parte gracias a los efectos psicológicos de estas matanzas y al enorme poderío de su ejército, el Imperio Asirio se mantiene desde siglos como una fuerza intocable e invencible. Aunque también es innegable que el gusto por el saqueo y los desmadres no llevan civilización ni cultura alguna a los lugares conquistados.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s